Qué tener en cuenta para celebrar una boda al aire libre

Viernes, 21 Junio, 2019

Las bodas al aire libre han llegado con fuerza para quedarse. En los últimos años, son muchas las parejas que se han decidido a optar por espacios exteriores para celebrar la ceremonia o el banquete, e incluso, el baile. Es cierto que hay que tener muchos más factores en cuenta que si lo hacéis en un espacio cerrado. En esto, será clave el lugar de celebración que escojáis y la ayuda de su equipo.

Foto: Isa Molina

- Tipo de espacio

Debéis tener en cuenta que, si os decidís por la playa o el campo, debéis pedir los permisos necesarios, y organizar la llegada de invitados, la accesibilidad y la comodidad. Hay lugares como el Parador de Baiona que dan al mar y cuentan con impresionantes vistas. Os permite realizar la ceremonia civil o el banquete en sus jardines amurallados con vistas al Océano, con el mar y la naturaleza como telón de fondo, encargándose de todo lo necesario para que el desarrollo de los mismos sea perfecto. Se encuentra situado al sur de las Rías Baixas, y todos sus espacios se caracterizan por una inigualable elegancia.

- Clima

Este es otro de los aspectos que debéis tener en cuenta, puesto que si celebráis la boda en una zona exterior, el calor o el frío propios de la estación del año en la que os encontréis, os acecharán. Apostad por un lugar que pueda ofreceros un plan B para refugiaros si llueve o si hace demasiado calor. Apostad por carpas o porches donde disfrutéis de la magia de los espacios exteriores pero que, a la misma vez, os asegure la protección frente al clima.

Foto: Togethernow

- Banquete

Los banquetes al aire libre son los más especiales. Tened en cuenta la hora de celebración para que el sol no moleste, o la situación de las mesas, para libraros del posible viento, y que la comida o cena no se haga incómoda para los invitados. Asimismo, si colocáis mesas temáticas o estaciones de comida, pensad que debe ser elegida en función del tiempo, ya que dependiendo del calor que haga podría estropearse el alimento y su presentación. Apostad también por rincones para refrescarse en una boda de verano, con ricos cócteles y granizados, o para calentarse, con foodtrucks de chocolate caliente, por ejemplo.

Foto: Fotocracia

- Iluminación

Pensad en este detalle de suma importancia. Por mucho que empecéis la comida o la cena de día, se hará de noche pasadas unas horas. Lo que más se lleva son las bombillas vistas de estilo industrial o las luces de verbena como las que decoraron esta boda en el Parador de Lorca. El Parador está construido en el recinto del Castillo de Lorca, su ubicación es inmejorable y sus instalaciones son excepcionales. Cuenta con salas perfectas para eventos así como una amplia terraza de exterior en la que podréis realizar una celebración al aire libre iluminada de la mejor manera.

Foto: Cristina Ruíz Fotografía

No olvidéis estos aspectos clave si queréis que vuestra boda exterior sea perfecta. ¡Manos a la obra!