Las ventajas de organizar una boda en invierno

Martes, 21 Noviembre, 2017

Aunque lo normal es casarse en estaciones como la primavera o el verano, las bodas en invierno se están convirtiendo en una alternativa cada vez más elegida. Bodas diferentes, celebradas en paisajes nevados o invernales y mucho más asequibles. Os vamos contar cinco de las ventajas que puede suponer organizar vuestro gran día en esta estación tan especial.

Foto: Noonu Fotografía

Nada de calor

En invierno no tendréis que sufrir el agobio del calor del verano. ¡No hay mayor sufrimiento para muchos novios que el asfixiante calor les haga sudar sin control! Eso sí tendréis que estar preparados para el frío y abrigaros para disfrutar del día más importante de vuestra vida. No hay un escenario más
bonito para una boda que un paisaje nevado. El nuevo Parador de La Granja puede ser el sitio ideal para una boda de invierno ya que cuenta con amplios y luminosos espacios interiores para una celebración única en los que entrar hasta 400 personas cómodamente. Su profesional equipo os ofrecerá una
atención personalizada para que todo salga perfecto.

Disponibilidad de fechas

Como normalmente menos parejas eligen para casarse la estación invernal, seguro que encontraréis más fechas disponibles tanto para la ceremonia como para el banquete. Incluso los sábados por la tarde que suele ser el momento más elegido por la mayoría de las parejas. En el Parador de Ávila, un palacio
del siglo XVI ubicado en el casco histórico de la ciudad podréis celebrar una boda invernal de ensueño. En su interior podréis resguardaros del frío y disfrutar de sus habitaciones amplias, algunas con camas con dosel. En el comedor del hotel, que ofrece hermosas vistas del jardín y la muralla, se
pueden degustar platos de la gastronomía abulense como el cochinillo asado o las judías de El Barco.

Una forma de ahorrar

Para incentivar que más parejas se casen en invierno, muchos lugares emblemáticos de celebración de bodas hacen descuentos y ofertas. ¡Seguro que podéis ahorrar un poco o aumentar ligeramente la lista de invitados! Incluso os podréis permitir extras que antes ni habíais pensado como contratar una
cuidadora para los niños que vayan a la boda, al fotógrafo más solicitado o una luna de miel de ensueño.

Foto: Instantánea y Tomaprimera

Unas fotografías de cuento

La nieve, el frío y el amor de los recién casados son tres ingredientes mágicos para las fotografías de boda. Dar el sí quiero en un entorno natural nevado puedes ser muy romántico. Paisajes nevados que podréis disfrutar en el Parador de Vielha. Contaréis además con la maravillosa luz del Pirineo leridano para unas fotos increíbles. Un parador de estilo montañés ideal para las parejas amantes de la naturaleza. Cuenta además con un relajante spa para descansar después de los nervios de la boda.

Una luna de miel a países exóticos

Por último os recordamos que el invierno es la mejor fecha para una luna de miel a países exóticos. Podréis disfrutar también de ofertas en muchas agencias de viajes. Si queréis ir al Polo Sur, no lo dudéis porque los meses de invierno es el mejor momento del año. Buscad un destino cálido para descansar en la playa del ajetreo y cansancio de la boda.